PASTORES CONFORMÉ AL CORAZÓN DE DIOS

y os daré pastores según mi corazón, que os apacienten con ciencia y con inteligencia.
Jeremías 3:15

El propósito de los pastores es apacentar o pastorear la iglesia del Señor, no sólo debe tener conocimiento de la palabra de Dios sino un carácter formado por los años en Cristo.

El carácter de un pastor:

1) 1 Timoteo 3:1-7 “Palabra fiel: Si alguno anhela obispado, buena obra desea. Pero es necesario que el obispo sea irreprensible, marido de una sola mujer, sobrio, prudente, decoroso, hospedador, apto para enseñar; no dado al vino, no pendenciero, no codicioso de ganancias deshonestas, sino amable, apacible, no avaro; que gobierne bien su casa, que tenga a sus hijos en sujeción con toda honestidad (pues el que no sabe gobernar su propia casa, ¿Cómo cuidará de la iglesia de Dios?); no un neófito, no sea que envaneciéndose caiga en la condenación del diablo. También es necesario que tenga buen testimonio de los de afuera, para que no caiga en descrédito y en lazo del diablo.”

2) No un Neófito, quiero decir que ejercer el pastorado no es para todos. La palabra Neófito significa inexperto, o inmaduro. sin conocimiento o preparación.

1 Pedro 5:1-4 señala que no deben ser dictatoriales, sino que deben guiar con su ejemplo y sana doctrina (1 Timoteo 4:16) con humildad de corazón. Como Pablo, deben ser como la nodriza que cuida con ternura a sus propios hijos. Los buenos pastores están dispuestos a darse a sí mismos por su congregación y gobiernan con gentileza (1 Tesalonicenses 2:7-12; Juan 10:11). Se caracterizan por su sincera devoción a la Palabra y a la oración (Hechos 6:4) para poder gobernar en el poder y la sabiduría de Dios y darle a la iglesia carne espiritual para producir cristianos sanos y vibrantes.

3) Mi esposa y yo tuvimos que esperar 14 años para ejercer el pastorado. Estudiamos 7 años en el instituto bíblico y ejercimos cómo directores del mismo otros 7 años.

Los pastores cuidan el rebaño asignado por el señor con amor, honestidad y responsabilidad, también lo deben hacer las ovejas del rebaño, saber que sólo hay un pastor asignado no varios.

Hechos 20:28 dice: “Por tanto, mirad por vosotros, y por todo el rebaño en que el Espíritu Santo os ha puesto por obispos, para apacentar la iglesia del Señor, la cual él ganó por su propia sangre.”

Hoy en día hay un error gracias a la tecnología los vídeos de muchos pastores son escuchados y las ovejas empiezan a obedecer a varios al mismo tiempo.
Creando un revuelto de enseñanzas que pueden confundirlos, y hasta llegan apartarse del VERDADERO REBAÑO QUE DIOS LE ASIGNÓ.

“Porque aunque tengáis diez mil ayos en Cristo, no tendréis muchos padres; pues en Cristo Jesús yo os engendré por medio del evangelio.”
1 Co 4:16

No te confundas con tantos maestros que escuchas en Internet, no conoces su carácter. Sólo escuchas enseñanzas y muchas pueden confundirte.

Hebreos 13:17, “Obedeced a vuestros pastores, y sujetaos a ellos; porque ellos velan por vuestras almas, como quienes han de dar cuenta; para que lo hagan con alegría, y no quejándose, porque eso no os es provechoso.”

Tus verdaderos pastores son los que te conocen, hablas con ellos personalmente, te conocen y conoce tus familia, sabe de tus luchas y está contigo en las buenas y malas. Y tú también conoces el carácter de tus Pastores conoces sus hijos y su familia.

El predicador de moda no te conoce y ni sabe tu nombre. Y tu no lo conoces, Por lo tanto no es tu pastor, es un maestro pero ten cuidado no todo lo que enseñan está guiado por el Espíritu Santo.

Un abrazo,

Tus pastores,

Daniel y Johanna Piedras
En Casa de Dios

×