Día 3

Mi carne y mi mente pelea quiere azúcar y pan y ya le dije que NO , que ella no está en control, sino el Espíritu Santo. Y no quería aprenderse el versículo de Hoy y ya lo memorice.